El Ayuntamiento ve posible anular la excomunión papal por asistir a los toros.

agosto 22, 2011 | 4 comentario

Terminan hoy en nuestra amable ciudad los festejos en honor de nuestra devotísima Virgen del Prado, en cuyo honor y a cuya honra se han venido celebrando diversos y simpáticos eventos consuetudinarios. Entre ellos, que nunca puede faltar y siempre causan distracción popular, hállanse los festejos taurinos que este año, transferida su gestión a nuestro eficiente Consistorio, han recobrando su relumbror secular. Con tal motivo, nuestro Ayuntamiento ha querido prevenirse ante los estragos que la asistencia masiva puede causar a nuestra población. Efectivamente, no podía nuestro Católico, Apostólico y Romano Consistorio obviar las penas extremas que para el espíritu humano y su salvación pueden tener la asistencia a estos arraigados e inofensivos desarrollos taurinos. Empero, en unas fechas como éstas en las que el Santo Padre ha cruzado con espíritu vivificador nuestro solar patrio. Así, el Consistorio Capitalino ha traido a refresco recordatorio que la promoción y asistencia a fiestas taurinas es motivo de excomunión tal como así lo dictó el Papa Pío V, Santo, en su Bula “De Salutis Gregis Dominici“, allá por 1567, tal que se recoge en los siguientes términos:

«Considerando que estos espectáculos taurinos no tienen nada que ver con la piedad y caridad cristiana y queriendo abolir estos espectáculos cruentos y vergonzosos, no de hombres sino del demonio, prohibimos terminantemente bajo pena de excomunión a los que permitan la celebración de estos espectáculos en los que se corren toros y otras fieras en los lugares donde se lleve a cabo». «Y si alguno muriese allí no se le da sepultura eclesiástica. Prohibimos bajo pena de excomunión que los clérigos que hayan recibido órdenes sagradas tomen parte en estos espectáculos. Quedan prohibidas las corridas de toros aunque sean como erróneamente se piensa en honor de los santos o de alguna solemnidad o festividad de la Iglesia, las cuales deben celebrarse con alabanzas divinas, alegría espiritual y obras piadosas y no con esta clase de diversiones».

Tal era el desprecio papal hacia estas prácticas que la prohibición está redactada en términos que impidan cualquier revocación ulterior:

“… prohibimos terminantemente por esta nuestra constitución, que estará vigente perpetuamente… Dejamos sin efecto y anulamos y decretamos y declaramos que se consideren perpetuamente revocadas, nulas e irritas todas las obligaciones, juramentos y votos que hasta ahora se hayan hecho o vayan a hacerse en adelante… Sin que pueda aducirse en contra cualesquiera constituciones u ordenamientos apostólicos y exenciones , privilegios, indultos, facultades y cartas apostólicas concedidas, aprobadas e innovadas por iniciativa propia o de cualquier otra manera a cualesquiera personas, de cualquier rango y condición, bajo cualquier tenor y forma y con cualesquiera cláusulas, incluso derogatorias de derogatorias…”.

Además, como nos recuerda algún articulista:

Por otro lado, en 1920 el secretario de Estado del Vaticano, cardenal Gasparri, escribió que «la Iglesia continúa condenando en voz alta, como lo hizo Su Santidad Pío V estos sangrientos espectáculos». Igualmente, según la investigación histórica de monseñor Cancianí, todos los que frecuenten estas fiestas como actores o espectadores, están excomulgados (‘Diario 16’, 5 dejunio de 1989). Juan Pablo II haciendo uso de la Biblia recuerda que «el hombre salido de las manos de Dios, resulta solidario con los otros seres vivientes» como aparece en los salmos 103 y 104 donde no se hace distinción entre los hombres y los animales. También debe recordarse que para san Francisco los animales eran sus hermanos y, por último, decía Hemingway gran admirador de nuestra macabra fiesta nacional que «desde el punto de vista cristiano las corridas son moralmente indefendibles; hay siempre crueldad y muerte».

Puestos en contacto con el Consistorio capitalino, la Regidora Municipal ha querido tranquilizar a toda la población y así ha dicho: “No vamos ahora a preocuparnos excesivamente por este extremo, porque podría cundir la voz de alarma entre nuestros fieles y leales convecinos. La tauromaquia es una industria cultural que genera riqueza y empleo, y seguro que podremos encontrar una solución. Según el Derecho Canónico, la pena de excumunión puede ser anulada por el obispo de la diócesis, así pues estamos convencidos de que nuestro obispo dispensará a todos los que asistimos a estos festejos en honor de nuestra patrona. En septiembre trataremos el tema en el Pleno Municipal, y allí promoveremos unos talleres expiatorios para todos los que hayan asistido a festejos de esta índole. Pero desde aquí quiero mandar un mensaje de apoyo a nuestros ganaderos, toreros y aficionados. Con dinero todo se puede, y las excomuniones se quitan con legía..,. alegría, alegría.” Dijo una Regidora entusiasta.

Así pues, cuando nuestra sagradísima Iglesia Católica amenzaba a nuestros políticos con la pena de la excomunión en el caso de que dieran su favor a las leyes perversas del aborto, ignoraban las autoridades eclesiales, o lo disimulaban, que los políticos todos de nuestro país estaban ya excomulgados a perpetuidad, por cuanto todos ellos han tenido parte en la promoción, fomento, organización, legislación y financiación de estos espectáculos taurinos que engrandencen la fiesta patria y que efervescen el atavismo hispánico. Ahí queda.

Parte anverso y reverso de una entrada para la Feria de Ciudad Real. En el reverso se recoge información persuasiva sobre los efectos de la tauromaquia sobre los aficionados, con una imagen que representa alguna de las posibles consecuencias que puede traer la excomunión.


Comments

4 cartas al director hasta ahora

  1. Pakorrow on agosto 24, 2011 13:25

    Me decepciona Mundo Rancio, preocupándose del espíritu, cuando el cuerpo no va a poder sanarse a cuenta de la que está cayendo con el tema de la deuda del gobierno regional a las farmacias. Se le empieza a ver el plumero a este diario, de presunta independencia crítica, pero con evidentes temores a decir las verdades en temas “mayores”.

  2. Vigilando.org » Blog Archive » El ayuntamiento ve posible anular la excomunion papal por asistir a los toros on agosto 24, 2011 18:56

    […] Fuente:Mundo Rancio […]

  3. Rose Mary on agosto 25, 2011 13:48

    Se le olvida a usted, señor Pakorrow, que actualmente el Ayuntamiento de Ciudad Real y el Gobierno de la Comunidad Autónoma están en las mismas manos, PP. Por lo tanto ¿a qué se refiere con lo de “se le empieza a ver el plumero a este diario, de presunta independencia crítica”?

  4. Exiliado on septiembre 15, 2011 20:18

    Don Lino,no haga caso de las desviaciones terrenales del señor Pakorrow, pues nada importa más que la salvación del ánima y en ese terreno algún día los hijos de esta noble ciudad le agradecerán como usted merece el ímprobo trabajo que a tal fin desarrolla su insigne publicación, que con tanto acierto dirige

Nomnre

Email

Sitio gües

Expláyese, joven